Skip to main content



Concluyo la saga en la que me ví envuelta por pensar que hablaba con seres medianamente inteligentes, en el periodico "El Mundo". Queda demostrado que no es así, dudo que me lean pero por derecho a replica y porque me parece tan bajo y tan ruin lo que han publicado hoy en su periodico, les dejo aqui expuesta mi opinión.

La era de las No-Mujeres 
Me pregunto cual es la libertad que le preocupa a los periodistas de El Mundo. ¿Cual es la libertad que pierdo al decidir libremente convertirme en mártir sin vida, tal y como mantiene Amparo Rubiales? Vamos a empezar a hablar claro y a intentar saber cual es el problema, ¿qué problema hay? ¿Que presión sufren las mujeres que dan el biberón? ¿La de un organismo internacional que informa y regula y que basado en la evidencia científica advierte que lo que hacen no es saludable? Eso es tan absurdo como hacer un articulo explicando que la gente kamikaze que va sin casco en la moto o sin cinturón en el coche se sienten presionados por la policía y los anuncios de trafico, curiosamente las madres que dan el biberón ni si quiera tienen la presión mediática ya que anuncios televisivos sobre  la salud que proporciona dar el pecho no existen.
El problema en realidad es que la gran mayoría de los consumidores no sabe absolutamente nada de los ingredientes, los casos de juicios, accidentes y los bebés que realmente sufren por el desastre del marketing de leche en polvo. Y por lo tanto esta decisón informada y libre es en realidad, manipulada y desinformada. Si se nos explica que hay un plástico toxico, o una carne de ternera enferma o un medicamento que nos haga más mal que bien, la gente por lo general deja de consumir estos productos, no se inicia una guerra de libertades entre los que se arriesgan y comen ternera y los que ya no la consumen...El problema por tanto de la lactancia va más lejos.

Intuyo que la presión no la sufren las mujeres, la sufre un sistema obsoleto patriarcal, machista y basado en el capital, y utilizan a las mujeres como perros para ladrarse unas a otras.

La presión la deben tener el sistema capitalista y sus grandes empresas, porque no interesa que las mujeres "si quieren" opten por estar dos años amamantando como recomienda la OMS, porque no interesa que las mujeres se unan y protesten por ambas partes, las que dan el biberón porque demanden información y regulación y las que dan el pecho porque se las deje en paz y se les facilite laboralmente la lactancia. No interesa que las mujeres se sientan fuertes siéndolo. Que entiendan su propia sexualidad y por tantola experiencia de su maternidad. No interesa que se rebelen contra un modelo patriarcal que nos quiere de putas, en el cual la madre que quiere, protege y piensa no interesa. Y esa madre es la que da el biberón y la que amamanta. La liberación femenina a través del capitalismo es tan obsoleta como los tirantes horteras del señor Pedrojota Ramírez. La presión que si sufren las mujeres es la de intentar ser madres en este sistema, para el cual no existen ni ellas ni sus hijos.
Lo que ustedes plantean con sus artículos no es el debate sobre la presión y falta de libertad. La necesidad de hablar de este tema parte del miedo a un mundo que no conocen, terror porque solo son capaces de ver sexo en una teta y a un ser obediente y complaciente en una mujer. Les aterra económicamente la verdadera liberación femenina, la que incluye a todos los colectivos de mujeres y no se conforma con las migajas de los "jefes".
Porque además nos consideran su propiedad, creen que nuestro pecho es suyo. Y de hecho creen que tienen algo que decir o que opinar porque se creen dueños. Yo no necesito que se planteen si soy libre porque mi libertad no se la doy ni para debate.

Me parece increíble que en esta sociedad en un medio informativo se considere martirio cuidar de los hijos que se han tenido por gusto y con gusto, si la señora Rubiales lo interpreta como martirio lo siento profundamente por ella.
¿Que paso con los hijos como responsabilidad? ¿Es que nos hemos vuelto todos locos? ¿Desde cuando asumir la responsabilidad de criar a mis hijos y alimentarles con un alimento sano es de locas o mártires?
Que no se nos permita cuidar de nuestros hijos tan sólo dos años es de locos y mártires son muchas de las mujeres a las que no les queda otra.
Las madres locas que crían a sus hijos son un problema, no producen dividendos, ni a las guarderías, ni a las empresas de leche artificial y encima no producen. Este es el verdadero miedo, pues díganlo. Digan la verdad, que les joroba que las mujeres tengan derechos, que les irrita que esa teta que creen suya la tengan que compartir con un bebé. Que son unos retrogados que quieren a la mujer mascota, la que nos les de problemas y les siga, creyéndose que es importante porque se le permite estar a sus pies. Que les fastidia que haya que integrar a la maternidad en una sociedad patriarcal que ni se lo había planteado hasta ahora, y porque además ni la entienden ni la comparten. Digan la verdad que les dá igual la salud y que lo único que les preocupa es que su bolsillo, la silicona y el porno sigan alegrándoles la vida.
Díganlo pero no sean tan bajos de provocarnos como si fuéramos gallos de pelea,  y ya que les gustan tanto las comparaciones con los animales, les diré que tanto los gallos como los perros utilizados para pelear son machos. La hembra en la mayor parte de las especies por lo general sólo pelea para defender a sus hijos. 





Popular posts from this blog

Ya no hacemos homeschooling

Vengo de llorar en una reunión del colegio de mi hijo mayor, a quien desescolarizamos a los 7 años. Cumple 14 este mes  y este ha sido su primer año en la escuela por decisión propia, por si es de interés vivimos en Londres. Su tutor nos ha enseñado sus resultados finales y son los mejores de su grupo, y en todas las asignaturas está muy por encima de la media nacional. Ha resaltado sus habilidades de liderazgo, el ser capaz de animar a los demás a no molestar y concentrarse, su capacidad de debatir y la seguridad con la que lo hace incluso con chicos mayores que él. Su tutor ha dicho que se quita el sombrero ante nosotros porque sus resultados son increíbles. Y aquí es donde me he puesto a llorar, siendo la principal responsable de su educación (aunque desde la perspectiva autónoma que hemos seguido en realidad lo ha sido él) me he pasado muchos años bajo presión, escuchando la misma retahíla que todos los homeschoolers conocen tan bien....

¿Y no seguís el currículo escolar? ¿Y cómo …

Lo siento, pero no estás embarazado.

Recientemente una amiga hablaba por facebook de lo mucho que le irrita que haya hombres que diciéndose feministas quieran usurpar solapadamente aquello que biológicamente es "competencia" de las mujeres. Y sé exactamente a lo que se refiere, pero no se puede decir en voz alta.


Por una parte el feminismo comprendido por algunas y mal usado por otras ha vuelto a ser un tema de conversación y ya era hora porque las mujeres en todo el mundo seguimos sufriendo abusos y discriminaciones por nuestro genero.
En el debate social actual, sigue habiendo mucha confusión y dentro de la búsqueda de la igualdad hay muchos hombres heterosexuales que dicen querer ser padres activos y a menudo lo hacen a través de la usurpación verbal de lo que nos pertenece biológicamente y sí biológicamente tengo un amigo transexual que parió y amamanta y a este amigo siendo hombre también le pertenece el embarazarse, parir y amamantar.
La cuestión es que a menudo los hombres me cuentan que se sienten desp…

La dificil tarea de criar a un hijo

Si alguien nos diera una planta y nos dijera que tenemos que cuidar de ella pero que no podemos darle luz, ni regarla, ni abonarla. Pensaríamos que esta planta pertenece a una especie muy exótica y desconocida. Y se nos haría una tarea muy difícil.

Casi todos los métodos, libros y programas que más venden sobre crianza, parecen haber eliminado lo aprendido en experimentos como el de Harlow y Harlow.
Experimentos crueles que demostraron que el vinculo afectivo, el amor de una madre era más importante que el alimento.

Hemos medicalizado el parto y esto nos ha demostrado que el parto es patológico y complejo.
Hemos comercializado el alimento de nuestros hijos, y esto nos ha hecho incapaces de amamantarlos.
Hemos intelectualizado nuestros instintos hasta crear la necesidad de libros, métodos y clases que nos digan como cuidar de nuestros hijos.
El mismo abuso que esta penado por la ley si produce un genio musical se llama método. A las madres que lo practican se las denom…